BREVE HISTORIA DE LA BLU

Nuestros orígenes

Durante 1997, D. Luis Alberto de Cuenca y D. Santiago de Mora, a la sazón director de la Biblioteca Nacional y director del Instituto Cervantes, respectivamente, promovieron la creación de una Fundación que fue constituida en octubre de 1997 bajo la denominación de Fundación Biblioteca de Literatura Universal (BLU). El fin primordial de la entidad sería la edición de una colección de clásicos universales y otras actividades encaminadas a destacar el valor del idioma español como lengua universal de cultura.

A la constitución concurrieron como patronos fundadores los representantes de las principales empresas y entidades sin ánimo de lucro de España. En el patronato, con la condición de patrono nato, participa el Ministerio de Cultura y los organismos públicos con competencia en el campo de la cultura.

La Fundación ha sido presidida por D. Alfonso Escámez, D. Juan Antonio Díaz-Ambrona y actualmente por D. Rafael Escuredo. La vicepresidencia recae en D. Juan Manuel de Mingo. 

En enero de 1998 fue nombrado  director general D. Claudio Guillén, quién ejerció el cargo de director literario hasta su fallecimiento en enero de 2007. Durante todo ese tiempo guió los trabajos de la colección de clásicos junto al secretario de la Fundación, D. Gonzalo de Luis. Posteriormente, durante un breve período, la dirección literaria corrió a cargo de D.ª María José Vega, catedrática de Teoría de la Literatura y Literatura comparada de la Universidad Autónoma de Barcelona. A partir de enero de 2009 el cargo de director literario de la Fundación lo ocupa D. Luis Alberto de Cuenca, poeta, traductor y ensayista licenciado en Filología Clásica.

Los proyectos

Para el desarrollo de su fin fundacional, la primera iniciativa consistió en poner en marcha la COLECCIÓN BIBLIOTECA DE LITERATURA UNIVERSAL. A tal efecto, se concertó un primer convenio con la editorial Espasa Calpe, que dio el fruto de los primeros 18 volúmenes. En 2006 se firmó un nuevo convenio de edición con la Editorial Almuzara para la edición de futuras obras.

Una de las obras traducidas y publicadas: Orlando Furioso, de Ariosto, obtuvo en 2006 el Premio Nacional a la Mejor Traducción, concedido por el Ministerio de Cultura, y posteriormente  el premio a la mejor traducción en lengua extranjera de una obra italiana, otorgado por el Istituto Italiano di Cultura.

Puede parecer extraño que una Fundación, como entidad no lucrativa, colabore en una actividad de neto carácter comercial, pero, la intención del Patronato ha sido favorecer la publicación de ediciones de clásicos con nuevas traducciones de autores de otras lenguas o la revitalización de autores en lengua española que, desgraciadamente, el actual panorama editorial no puede atender por la dificultad que entraña mantener un fondo editorial de tal envergadura.

Las Actas de la Lengua Española

En 2006, bajo la presidencia de D. Rafael Escuredo, la Fundación BLU, atendiendo a su objetivo de poner en marcha actividades encaminadas a promover el idioma español como lengua universal de cultura, firmó un importante convenio con el Ministerio de Cultura y la Fundación El Monte (entonces presididla por D. Ángel M. López y López), ahora denominada Fundación Cajasol. Las  tres instituciones  se comprometieron a llevar a cabo cinco encuentros internacionales en defensa y promoción de la lengua española y sus industrias culturales, con la participación en cada uno de ellos de setenta expertos procedentes, en su mayor parte, de Europa y América. 

La organización de dichos encuentros, que está en marcha con el nombre genérico de ACTA INTERNACIONAL DE LA LENGUA ESPAÑOLA, corresponde a la Fundación BLU. El Ministerio de Cultura, representado por el director general del Libro, Archivos y Bibliotecas, D. Rogelio Blanco, aporta la cobertura institucional y la asesoría técnica, mientras que la Fundación Cajasol, presidida por D. Antonio Pulido, garantiza la financiación, al completo, de este ambicioso proyecto a favor del idioma español.

sitemap